: . . Hoy para mañana...

Mirando la vida, mirando España, mirando Inglaterra, e intentando describir la belleza y podredumbre de nuestras historias de hoy, con la vista puesta en el horizonte del mañana.

sábado, marzo 17, 2007

Music and Lyrics

Animado por las buenas reseñas de cine de mi amigo Luisfer, me voy a adentrar en este proceloso mundo de la crítica de cine. Cuento además con una legitimidad intelectual bastante significativa al menos para mí, y es que a mi el cine ni fu ni fa, lo mismo me da que me da lo mismo; por lo que mis críticas serán siempre frívolas y generalmente banales. Por cierto sin spoilers que me cabrean infinitamente.

Lo mejor de este año en que si veo más cine con tal de aprender inglés, es ver las películas en versión original, porque se lleva uno sorpresas como la fea voz de Drew Barrymore.
¿Cómo al final entre la otra víctima y yo hemos acabado viendo esta cosa? Eso me gustaría saber, porque llevaba en el ordenador La Naranja Mecánica, Taxi Driver, Uno de los nuestros, Pulp Fiction, Infiltrados, El Club de la Lucha... craso error evidentemente. Al menos valdrá como sesión de cine cutre.

Intuyo que los actores famosos de vez en cuando se aburren y les apetece hacer cosas raras, como cantar, en fin... Hugh Grant y la otra cantando, no lo hacen mal, pero tampoco hay necesidad. Historia tonta y previsible, que por la fotito ya se intuye el pasteleo. Por cierto qué fea es Drew Barrymore, nunca me había fijado. Con lo cual es fea pero mala actriz. Hugh Grant trajo para la película a su peor enemigo para que hiciera de maquillador personal, sale viejuno y arrugadito, también hortera pero ese es otro cantar. En efecto le quedan de PM las camisas, pero ¡que hay más botones que abrochar amigo! Este actúa un poco mejor que la compañera, pero evidentemente es porque ya se sabía el papel, y apuesto a que tú también sabes el papel que va a desempeñar. Las fábricas de botones harían poca carrera de éste y de Lincoln Burrows.

Lo mejor es que es corta, hora y media.

Veredicto: nada de verla en el cine a no ser que haya una necesidad imperiosa de pelar la pava, como no era el caso aburre soberanamente.Película para Emule o desesperación en el videoclub a 5 minutos de cerrar. Mi nota: un 3

Lo bueno, es que lo he arreglado viendo los capítulos 18 y 19 de Prison Break (Segunda Temporada por supuesto). Pedazo de serie, ya quedan sólo los tres últimos capítulos, qué catetos somos en España que no triunfan nunca las buenas series como ésta.


Estoy despierto a esta hora porque soy lerdo y tardé demasiado en comprar billete de visita a Cambridge, supongo que dormiré bien la mañana para por la tarde investigar los efectos del día de San Patricio.

De la política, esta última manifestación por Navarra no me entusiasma tanto. Entiendo la guerra que hay que darle al Gobierno y poner sobre aviso a la sociedad de que este PSOE cede lo que sea -pocas demostraciones de cobardía como las de este Gobierno se pueden imaginar-, es escribir del PSOE y ya salen asuntos solos como si lo deseasen. Pero lo que quería decir es que Navarra es una comunidad que me cae bien por fastidiar a los nacionalistas vascos -que ya es delito cuando era el País Vasco lo que pertenecía a Navarra-, pero por otro lado me cae fatal como todas las asimetrías del Estado Autonómico, y si me quejo de las ventajas fiscales de Cataluña también me tengo que quejar de las ventajas con que cuentan otros... resumiendo sensación agridulce.

9 Comments:

Publicar un comentario

<< Home